Resumen económico: Hiperinflación, guerra económica, especulación

2017 comenzó con lento movimiento en el plano económico. La escasez de billetes complicó las transacciones y colocó nuevas trabas al sistema de pagos.

El Banco Central de Venezuela lanzó el nuevo cono monetario, con billetes de 500, mil, 5 mil, diez mil y 20 mil.

Nuevo cono monetario

El presidente, Nicolás Maduro, afirmó que combatía una guerra monetaria contra el país.

La intención era suplir el famoso billete de bs 100, que había sido sacado de circulación en diciembre de 2016, pero que luego tuvo que renovarse su vigencia ante la falta de efectivo.

2017 se caracterizó por una baja oferta de productos de la cesta básica, lo que provocó preocupación entre los consumidores y tensión en los comerciantes.

Foto archivo

La insuficiencia presupuestaria y de divisas  se sintió especialmente en el sector salud. En todos los medios no cesaron las peticiones de fármacos para solucionar emergencias médicas.

El presidente de la coalición de organizaciones por el derecho a la salud y la vida, Codevida, Francisco Valencia, alertó en febrero de la compleja situación de escasez.

Foto archivo

Medicamentos esenciales y productos higiénicos, además de escasear, llegaron a tener precios muy altos.

Al llamado bachaqueo informal de productos regulados se sumó la venta de productos importados a dólar libre que inundaron los mercados.

Se podría decir que en 2017 hubo un bachaqueo caro y otro, aún más caro, para quienes pudieran pagarlo.

Pan y huevos

El cartón de huevos ocupó la atención de los consumidores. Prácticamente se convirtió en un marcador de la inflación.

En marzo el precio del cartón subió de manera escandalosa a 8 mil bolívares y cerró el año cerca de los 200 mil bolívares.

El presidente de la Superintendencia de Precios Justos, William Contreras, reiteró que el gobierno afrontó durante todo el año una guerra especulativa.

El director de la Sundde, William Contreras/ Foto: @sundde_ve

Largas colas se registraron en 2017 frente a las panaderías del país.

El pan estuvo escaso y caro.

La Sundde realizó operativos de fiscalización y practicó ocupaciones temporales de algunos establecimientos en Caracas.

El presidente Maduro denunció una guerra del pan. Las dificultades para obtener el trigo en el mercado internacional no permitieron que los inventarios se estabilizaran.

Los gremios desmintieron que llevaran a cabo la guerra de pan.

El presidente de Fetraharina, Juan Crespo, denunció la paralización de los molinos por falta de materia prima.

Embarcación proveniente de Rusia con 32.800 toneladas de trigo / AVN

Las fallas en la venta de pan fueron persistentes durante todo el año.

En el primer semestre de 2017 se evidenció la escasez de combustible.

Foto EFE

Los venezolanos pasaron horas en las estaciones para surtir de gasolina sus vehículos.

El Ejecutivo señaló que fallas climáticas y el  contrabando hacia Colombia acentuaron las dificultades.

Ademas de la gasolina, se registraron problemas en la distribución de bombonas de gas doméstico.

Cierre de empresas

A partir de abril la realidad económica fue opacada por la confrontación política en las calles.

Las protestas también dejaron saqueos, cierre de empresas y mayores trabas para la distribución de alimentos.

La presidenta de Consecomercio, María Carolina Uzcátegui, calificó 2017 como un año complicado para el sector.

Imagen archivo

Según Consecomercio 90% de los ingresos de los venezolanos se utilizaron para comprar comida.

Para paliar la crisis, el Ejecutivo anunció cinco aumentos salariales y creó un bono de guerra económica para pensionados y jubilados.

Nicolás Maduro

El ultimo incremento lo dio el 01 de noviembre.

Gremios empresariales y sindicales criticaron que mientras más aumentos se dieron, más se incrementó el costo de la vida.

Subastas

El gobierno y el Banco Central implementaron en mayo un nuevo sistema de subastas llamado Dicom.

Rueda de prensa BCV/AVN

El objetivo era atender las peticiones de diferentes sectores productivos y frenar el dólar paralelo.

El ministro de Economía, Ramón Lobo, garantizó las divisas para las subastas.

El ministro de Finanzas, Ramón Lobo/AVN

El integrante de la Comisión de Finanzas de la Asamblea Nacional, Ángel Alvarado, no fue tan optimista.

Para el presidente de Fedecámaras de entonces, Francisco Martínez, se trató de una nueva devaluación.

El sector empresarial confiaba en que el Dicom no fuese otro sistema de perversión de la economía.

Durante tres meses las subastas se realizaron y sus resultados fueron informados oportunamente. Sin embargo, las  adjudicaciones no fueron suficientes para atender las demandas.

En septiembre se suspendieron las subastas Dicom. El gobierno anunció un nuevo mecanismo que contemplaría una canasta de monedas integrada por yuanes, rublos, rupias y euros.

Efectivo

En la segunda mitad del año se intensificó la escasez de efectivo.

Los  bancos limitaron los retiros en taquilla por no disponer de suficientes billetes.

Foto archivo EFE

El presidente de la Superintendencia de Bancos, Antonio Morales, atribuyó a las mafias la escasez de dinero.

En septiembre el diputado de la Asamblea Nacional, José Guerra, propuso agregar tres ceros al billete de cien bolívares.

En noviembre, el mismo día que se aumentó el salario mínimo, fue presentado el billete de 100 mil.

Con la salida del billete de cien mil los economistas, empresarios y políticos comenzaron a hablar formalmente de la hiperinflación.

Deuda

El 25 de agosto, Estados Unidos emitió las primeras sanciones al sistema financiero venezolano en las que prohibió negociaciones en deuda nueva y capital emitidas por el gobierno y Pdvsa.

El presidente  Maduro dijo que las sanciones pretenden un bloqueo contra el país.

En noviembre se anunció la renegociación de la deuda externa soberana y de Pdvsa.

El vicepresidente, Tareck El Aissami, aseguró que Venezuela honrará sus obligaciones.

El vicepresidente Tareck El Aissami y la comisión renegociadora

El fantasma del default se hizo presente al registrarse retrasos en los pagos de los bonos.

El gobierno maniobró en los mercados internacionales. Logró renegociar la deuda de tres mil millones de dolares con Rusia, país que otorgó lapsos flexibles de pagos.

En diciembre anunció la incorporación de la moneda virtual, denominada Petro,  respaldada por las reservas energéticas y que, según el gobierno, le permitirá superar el bloqueo financiero.

Pdvsa

Pdvsa siguió siendo el centro de atención.

El nuevo fiscal, Tarek William Saab, destapó una trama de corrupción que salpicó  al expresidente de la estatal, Eulogio del Pino y al exministro de petroleo, Nelson Martínez, quienes fueron detenidos el 30 de noviembre.

MP detiene a Eulogio Del Pino y a Nelson Martinez/ Foto: archivo

Del Pino dijo que fue víctima de un ataque injustificado.

El fiscal Saab también anunció la detención de Diego Salazar, primo del expresidente de Pdvsa, Rafael Ramírez, por un desfalco de casi cinco mil millones de dolares a través de la banca privada de Andorra.

Rafael Ramírez cuando presidía Pdvsa (Foto archivo)

Luego Saab informó que sería investigado el propio Ramírez por este caso.

2017 concluye en un escenario hiperinflacionario, con mermadas fuentes de ingreso para la República que atraviesa una profunda crisis económica, social y política.

El poder de compra de los venezolanos se redujo al mínimo.

Foto EFE

Los empresarios informaron del cierre de sus negocios como única opción ante la quiebra inminente.

A pesar de esta situación, algunos emprendedores y hasta varias transnacionales decidieron apostar por la recuperación de un país, confiando en que este complejo panorama que hoy les contamos cambie para el bienestar de todos.

En materia económica, 2017 ha sido uno de los años más difíciles y agudos en nuestra historia republicana. Una verdadera odisea.

Ginette González, Unión Radio

También puedes leer