Escucha el resumen de "Economía"

Se acentuó la escasez

Se acentuó la escasez

2015 comenzó con los anaqueles vacíos por la falta de inventarios en los canales de distribución, especialmente de alimentos, aunque también se sintió la escasez en el sector servicios y manufecturero.

Las consecuencias del “Dakazo” se sintió también en el área de los electrodomésticos, situación que se extendió durante todo el año.

La Ley de Precios Justos impuso nuevos controles a una economía que ya se veía afectada por los efectos de los controles de cambio y de precios. Con la aplicación de esta ley, el gobierno intentó detener el impacto de la inflación.

A diferencia de 2014, los precios justos no generaron mayor efecto, pues los inventarios eran cada vez menores. Los empresarios se coartaron de invertir en productos que debían luego vender a un precio que no compensaba el costo producción. En abril, Fedecámaras solicitó al TSJ anular la ley.

La llamada “Guerra Económica”

En la medida que avanzó 2015, este concepto tomó protagonismo en el discurso oficial, como respuesta para justificar los altos niveles de inflación y escasez.

Lorenzo Mendoza, presidente de Empresas Polar, fue culpado del mal funcionamiento de la economía nacional. Diosdado Cabello difundió una llamada de Mendoza, en el que supuestamente lo vinculan con el FMI. Mendoza respondió asegurando que mantendría las inversiones de su compañía en el país.

En un clima de constante cambios y ajustes de precios, los consumidores comenzaron a perseguir los bienes básicos de forma frenética, aumentando el llamado “bachaqueo”, que incrementó los problemas económicos del país.

El gobierno aplicó medidas para controlar este fenómeno, como nuevos esquemas de control de consumo por terminar de cédula, la implementación de captahuellas y venta restringuida por volumen.

Dueños y directivo de supermercados, farmacias y gremios fueron interrogados por el SEBIN. Algunos fueron liberados y otros aún están privados de libertad.

En octubre el gobierno retomó las fiscalizaciones y reformó la Ley de Precios Justos para hacerla más punitiva y restrictiva. La modificación redujo de 30% a 20% de ganancia permitida para la venta de productos importados, mientras que la ganancia establecida para bienes locales se mantuvo en 30%. Jorge Arreaza anunció la creación del Comando Nacional de Precios Justos.

Dólares más escasos

En 2015 se mantuvo la tasa de cambio oficial en Bs 6,30 por dolar para alimentos y medicinas. Sin embargo ambos sectores denunciaron reiteradamente la falta de asignación de divisas preferenciales durante todo el año.

Para los cupos de viajeros el dólar se cotizó en un promedio de Bs 13 por unidad y surgió una nueva tasa denominada SIMADI, que se mantuvo en la mayor parte de 2015 a Bs 199 por dólar.

La controversia con el control de la divisa extranjera aumentó cuando en el primer semestre del año, el gobierno decidió suspender a toda la banca privada como operadores cambiarios, dándole al ciudadano la opción única de solicitar divisas a través de la banca pública, ahora con cupos nuevamente reducidos según destino y tiempo de estadía. La demanda de TDC en los bancos del gobierno aumentó de la noche a la mañana.

Precio del petróleo en picada

Llegó a ubicarse incluso por debajo de los 40$ por barril, lo que hizo que la contracción en el gasto público fuese mayor y a la oferta de divisas para el sector privado fuese altamente limitada. Con este panorama, las reservas internacionales continuaron en descenso. En el útlimo trimestre del año, el gobierno intentó una estrategia internacional que permitiera la recuperación del precio del crudo, pero no fueron acompañados en el escenario internacional.

Con cuatro ajustes en el salario mínimo el gobierno intentó reducir el clamor de los trabajadores que pedían aumentos sustanciales para mejorar el poder adquisitivo. El último se realizó en octubre. Entre varios anuncios, se firmó el contrato colectivo marco de la administración pública, luego de años de mora, se anunció la sustitución de las pólizas de HCM para los empleados públicos para reducir los gastos.

También puedes leer